Seguidores

jueves, 27 de abril de 2017

Cocinas vintage


De cuño francés, la palabra vintage designaba a los vinos cuyas cosechas eran especiales y que con los años mejoraban su calidad y sabor. Poco a poco, este término fue desplazándose a todo aquello que  cobraba valor a medida que aumentaba su antigüedad. En decoración, el término vintage refiere a un estilo que combina el retro con el clásico. Se trata de un tipo de ambientación donde reinan los muebles y objetos antiguos o que imitan lo antiguo. El denominador común, es un resultado con mucho romance, muy delicado y con una atmósfera cálida.

homify / Pracownie Wnętrz Kodo: Cocinas de estilo ecléctico por Pracownie Wnętrz Kodo
Componer una cocina vintage puede salir de manera espontánea, o puede ser fruto de un estudio minucioso de colores, contrastes y equipamiento. Los azulejos pueden jugar un papel determinante en el diseño de este tipo de cocina. Sin embargo, el estilo está marcado también por un mobiliario de imitación antigua o retro.

homify / Lei Lester Design: Cocinas de estilo ecléctico por Lei Lester Design
Una cocina que, entre las repisas y el tono del mueble, recrea una suerte de cocina de pos-guerra, algo mágico que transporta en el tiempo


homify / Zoom Urbanismo Arquitetura e Design: Cocinas de estilo ecléctico por Zoom Urbanismo Arquitetura e Design
Las baldosas son cuadradas y pequeñas, y los colores pueden ir desde el bordó hasta el verde. Por lo general, a diferencia del estilo clásico con sus baldosas en art decó, el vintage remite a casas proletarias, con decoración modesta.


las sillas retro hacen que el decorado no se vaya para el lado rústico, compensando y componiendo una escena, en definitiva, contemporánea.


homify / Moran e Anders Arquitetura: Cocinas de estilo ecléctico por Moran e Anders Arquitetura
El vintage es un pariente cercano del rústico. Sin embargo, mientras éste último representa lo natural del campo; el vintage reproduce la vida urbana de las clases populares. La madera, por lo general, está pintada para ahuyentar bichos.
Las cocinas vintage pueden tener objetos reciclados, como alacenas y mesas, que son recuperadas en su belleza y valor para adaptarse a un entorno contemporáneo. A diferencia del minimalismo, donde menos es más, en un ambiente vintage abundan adornos antiguos, colores pasteles y muebles con detalles, relieves, torneados y rococós.

Seguramente tu cocina, como la mía, es vintage. Acaso,.. ¿ quien no mezcla las cosas de la abuela con algo moderno?




https://www.homify.com.ar/libros_de_ideas/2840312/10-cocinas-preciosas-a-puro-estilo-vintage

lunes, 24 de abril de 2017

Alimentos con moho

Resultado de imagen para alimentos con moho

Ted Allen y su banda de detectives culinarios mezclaran la ciencia con la comida al llevar a cabo experimentos para encontrar la verdad detrás de todos los enigmas sobre nuestros alimentos.


Aunque en algunos alimentos no es nada preocupante y puede quitarse la parte que contiene el moho y comerse el resto sí que es importante recalcar que no siempre es así y que consumir este tipo de alimentos puede dar serios problemas de salud. Así pues, la mejor opción es optar por no consumir alimentos con moho.




http://misvideosdesalud.com

jueves, 20 de abril de 2017

Huevos largos

Un invento dinamarqués de 1974 que te sorprenderá



Seguro que esto lo desconocías

aquí va la técnica


Como habrás visto se trata de un huevo cocido gigante cilindrico, que podremos cortar en láminas según nuestras necesidades. Con esta técnica nos aseguramos que todas las láminas sean iguales, además de ahorrarnos el incómodo trabajo de pelar la cáscara de los huevos cocidos

Por si se te ocurre hacerlo en forma casera te dejo el vídeo.


Sin duda una sorpresa para tus comensales



domingo, 16 de abril de 2017

Los huevos de Pascua ¿siempre fueron de Chocolate?




Cuenta la leyenda que cuando nació el emperador Marco Aurelio una gallina puso un huevo manchado de rojo, signo de buena estrella. Su madre lo ocultó para evitarle persecuciones.

Resultado de imagen para huevos artificiales, de mármol, piedras duras, o semipreciosas, de cristal, metal, porcelana, o madera

En consecuencia se volvió costumbre entre los romanos regalar  huevos coloreados como signo de felicidad. Cada región tenía su método particular para decorar los huevos.

Crudos o cocidos. Se los hervía con distintas verduras, que por lo general llevaban cebolla, yerbas, flores o frutos. Las encargadas de realizarlos eran muchachas solteras, y se llegó a establecer todo un lenguaje, particular para  decorarlos en cada región.

Resultado de imagen para huevos de pascua antiguos

Grandes supersticiones se crearon alrededor de estos huevos, si el color era firme y parejo, podía simbolizar un buen año de cosechas, o también lo contrario. Con el correr de los años las técnicas se fueron desarrollando de manera más compleja y muy perfeccionista, convirtiendo a los huevos de Pascua en objetos de arte, los cuales eran guardados de generación en generación.

Era muy común regalar huevos artificiales, de mármol, piedras duras, o semipreciosas, de cristal, metal, porcelana, o madera. Muchos de ellos realizados en  mármol por los presos que trabajaban en las minas. Ha veces los mismos se recubrían con una fina lámina de oro y se los decoraba. Había otros huevos macizos que eran regalados por los príncipes.

Francisco I fue quién introdujo la costumbre de regalarlos con algo en su interior.Carl Fabergé joyero de la corte imperial rusa diseñó el primer huevo que realizó para la familia de Alejandro III para la zarina en 1885.

Imagen relacionada

Era de oro y en su interior tenía una gallina del mismo material con ojos de rubí. Y una corona  en miniatura. En Inglaterra hacía fines de la Edad Media, cada fiel aportaba un huevo a su iglesia.

Durante las Pascuas en el momento de entonar el himno, los obispos arrojaban un huevo sobre los cantantes del coro. Los cuales con gran destreza tenían que atraparlo en el aire y se lo pasaban de uno a otro.

 Regalar huevos de Pascua, siempre fue considerado un símbolo de vida y prosperidad.





jueves, 13 de abril de 2017

La mona de Pascua


                     


Monos... monas...monas...
Pero...¿qué tienen que ver las monas con las Pascuas?

Una de las versiones dice que el nombre proviene de la munna o mouna, término árabe que significa «provisión de la boca», regalo que los musulmanes hacían a sus señores.

En la Comunidad Valenciana existen diversas variedades, siendo la que se consume durante todo el año conocida como panquemado, toña o fogaseta.
En Cataluña y Baleares la mona ha ido evolucionando a lo largo del tiempo, y hoy en día conviven diferentes tipos de monas tradicionales. La más antigua es como la tradicional valenciana, que en algunos casos puede tener forma de corona o en otros de punto. Otra mona tradicional mantiene los huevos cocidos, que suelen pintarse de colores, pero la base se hace de bizcocho y se rellena de crema y de chocolate o mermelada, se cubre de crema catalana quemada en la superficie horizontal y de almendras en los lados. Con el tiempo se van adornando cada vez más de plumas de colores, de pollitos y de grageas de chocolate cubiertas de glasa de colores.

La imagen puede contener: 1 persona

 En Menorca suelen estar, además, cubiertas de merengue. Poco a poco, los huevos de gallina se han ido sustituyendo -aunque aún son muy populares también- por huevos de chocolate. Más adelante, los adornos de chocolate toman cada vez más importancia y, actualmente, algunas monas hechas por maestros pasteleros son esculturas, que pueden alcanzar grandes dimensiones, hechas únicamente con chocolate negro.

mona-pascua Escribà






Pero también hay otras versiones:

Que se relaciona con la Mimouna, una comida que se hace al final del Pésaj o pascua judía, que suele celebrarse en abril.
Que en Argelia había una colina con muchos monos. Ahí había una prisión española llamada Fort Lamoune,  y los familiares de los presos llevaban pasteles en Pascuas y una cosa llevó a la otra. Sin confirmar.
Que viene del latín munda annona, un pan decorado que se le ofrecía a la diosa Ceres en sus fiestas de primavera



http://www.palmacentro.com/blog/2013/03/20/mona-de-pascua/

lunes, 10 de abril de 2017

Un pastelero muy especial


Para algunos es un pasatiempo, una pasión. Para otros, en cambio, se transformó en una carga, una obligación de la que no pueden zafar. Cocinar, de eso se trata, despierta variados sentimientos. Pero para Matteo Stucchi no hay dudas de que lo enciende poner un pie delante de ollas, sartenes y el horno. Y que lo suyo, por más vueltas que se le quiera dar, es arte.

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Nacido y criado en Monza, la ciudad situada al norte de Italia, junto al río Lambro, que actualmente tiene una población que ronda los 122.000 habitantes, Matteo siempre tuvo claro que lo suyo iba a estar dentro de una cocina. Pero no en la de una cantina o amasando pasta: desde chico tuvo una debilidad especial por la pastelería.

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Así creció, estudió, se formó y, finalmente, se animó a meterse en el negocio. Su mano y sus ideas lo terminaron convirtiendo en el "confitero" de Monza. Y también, como si fuera poco, en un tipo capaz de contar pequeñas historias con cada uno de sus platos. ¿Cómo es eso? Simple: a primera vista, sus producciones parecen simples dulces, pero al verlas de cerca uno comienza a descubrir un mundo especial.

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Luego de pasar por su cocina, por ejemplo, un tiramisú puede convertirse en una obra en construcción o dos profiteroles desbordan de chocolate gracias a la aparición de un mezclador de hormigón y tres albañiles. Detalles con los que sorprende y con los que se convirtió en toda una celebridad.

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

"Estoy convencido de que el aspecto de un postre es tan importante como su sabor. Por eso cuidamos hasta el último detalle". El secreto de Matteo está a la vista. No hay más trucos que una imaginación privilegiada y los ingredientes y el pulso para transformar en realidad su geniales ideas.

Postre-miniaturas-pastelería-chef-Matteo-stucchi

Seguramente aquí no te resultará difícil  imitarlo empleando pasta choux (la que se emplea para hacer profiteroles)

Así fue como I Dolci di Gulliver, su pastelería, se convirtió en furor. Si querés ver más de su obra y sorprenderte hacé clic https://www.instagram.com/idolcidigulliver/?hl=es




http://muy.clarin.com/muy-curioso/chef-italiano-transforma-obras-postres-147112.html

jueves, 6 de abril de 2017

¿Masticás bien lo que comés?


A veces no dedicamos el tiempo suficiente a comer con tranquilidad y “engullimos” la comida sin masticar lo suficiente. La ansiedad y el estrés también son algunos de los responsables de eso. Sin embargo, está demostrado que tomarse su tiempo para masticar cada bocado puede ser muy beneficioso para nuestra salud.



1. Mejora el sistema inmune
Un estudio reciente descubrió que cuando se mastica, se estimula un tipo específico de célula inmunitaria, llamada Th17.
“Nuestra investigación muestra que, a diferencia de otras barreras, la boca tiene una forma diferente de estimular las células Th17: no por bacterias, sino por masticación, por lo que puede inducir una respuesta inmune protectora en nuestras encías”, asegura la investigadora Joanne Konkel, en un comunicado de prensa de la Universidad de Manchester.

2. Desencadena la digestión
Cuando trituramos los alimentos en la boca, aumenta la secreción de saliva que contiene por un lado una enzima llamada amilasa, que descompone los carbohidratos complejos en azúcares simples; y por otro la lipasa, que ayuda en la digestión de los lípidos o grasas.

Menú de recursos antipanza
“Es muy importante tener en cuenta que comenzamos la digestión en la boca. Si nosotros masticamos bien y despacio los alimentos, los ensalivamos y entonces estaremos haciendo correctamente el primer paso de la digestión. Por el contrario, si los trozos de comida son muy grandes, porque tragamos sin masticar, la digestión debe empezar en el estómago sin que éste esté preparado. Este es el quid de la cuestión”, explica la Dra. Raquel Nogués, responsable de la Unidad de Nutrición del Centro Médico Teknon.

3. Ayuda a absorber más nutrientes
Cuanto más triturada esté la comida, es más fácil para el intestino absorber los nutrientes. Según la web del médico, Dr. Joseph Mercola, la masticación también evita que los alimentos digeridos inadecuadamente entren en la sangre.

“Además nos ayuda a sentirnos más saciados. Si comemos muy rápido, no da tiempo a que nuestro estómago avise al cerebro de que “estamos llenos”, comemos mucho más y sin disfrutar de los alimentos. Por ello, comer bien y despacio, da lugar a que nos saciemos antes, ingiramos menos cantidad de alimentos y por lo tanto, controlemos nuestro peso”, señala Nogués.

4. Fortalece los dientes
Al salivar mejor prevenimos la acumulación de placa y evitamos caries. “Los huesos que sostienen los dientes obtienen un entrenamiento cuando mastican” -asegura Mercola-, lo que ayuda a mantenerlos fuertes.


¡Que lo que comés no te caiga como una bomba!






http://www.clarin.com/buena-vida/salud/razones-tenes-masticar-comida_0_rylesFBig.html

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos
Ahhhh! y no olvides saludarme!

Entradas populares

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...